Robinson Grusome

Arrojado a una isla de los mares del Sur, el investigador deberá hacer frente a unos fieros nativos y a su horripilante dios.

En esta aventura, el investigador, es abandonado en una pequeña isla del Pacífico. Los iniciales problemas sobre como sobrevivir sólo en este ambiente hostil se volverán insignificantes cuando, con la llegada de la primera luna llena, una canoa llega hasta la isla cargada con un grupo de nativos y un desesperado cautivo. Como el naufrago podrá comprobar, acechando desde las sombras, la víctima es espantosamente sacrificada a una criatura que parece vivir bajo la isla.

Comoquiera que el investigador reaccione frente a lo que ha visto, aún permanecerá en la isla un mes más tarde cuando la luna llena coincide con un tormenta en el mar. Por la mañana, los restos de una canoa destrozada y un varios cuerpos han sido arrojados a la orilla. Uno de los naufragó ha logrado sobrevivir y se trata del sacerdote que debía presidir el sacrificio ritual. El investigador puede decidir enfrentarse o no al sacerdote pero de cualquier modo parece claro que el ser de la isla esta esperando su sacrificio y si nadie se lo proporciona saldrá el mismo a conseguirlo.

La aventura alcanza su climax con una canoa dañada, dos humanos y un hambriento profundo mutante del que deben hacerse cargo antes de que cualquiera de ellos, o los dos, puedan escapar de la isla. Esto puede significar matar a la criatura o simplemente alimentarlo, ¡todo se verá!

En principio ambientada en los años 20, la aventura puede ser trasladada a otra era. Sin embargo, la existencia del culto a Dagón es poco probable en la era actual.

Información para el guardián

La aventura se desarrolla en las Islas Carolina de Micronesia ( consultar la información sobre esta cadena de islas más adelante ). La más famosa de estas islas para los fans de Lovecraft al menos es la isla de Ponape, donde el capitán Obed marsh tu su primer encuentro con los Profundos.

El Culto a Cthulhu en Micronesia siempre había estado centrado en la parte este del archipiélago cerca de Ponape. Pero la administración alemana, a lo largo del siglo 19, se encargo de acabar violentamente con esta desagradable religión nativa. Lo hizo de forma tan efectiva que aniquiló a la tribu de híbridos humanos-profundos con la que se había topado Obed Marsh cien años antes.

Los cultistas aún existen pero los apareamientos con los profundos solo se producen en algunas de las islas más exteriores. Uno de estos lugares es un pequeño grupo de islas que rodean un pequeño y deshabitado atolón a unas cien millas al sur de Ponape. Conocidas en el dialecto local como las Islas de Dagon, se dice que el propio Padre Dagon eligió a la tribu que vive en ellas como sus elegidos.

Sin embargo, la tribu ha comenzado a pensar que su dios les ha abandonado porque ha dejado de enviar a la "gente del mar" para que vivan y se apareen con ellos. La verdadera razón por la cual la "gente del mar" - Los Profundos - ya no les visita es porque un ataque submarino japones destruyo la pequeña colonia de Profundos que vivían en los alrededores.

Ahora que ya no tienen contactos con la colonia el sacerdote de la tribu ha concentrado sus actividades en el "Hijo de Dagon", un Profundo mutante que vive en una caverna de la segunda isla más grande del archipiélago. Esta criatura cruel y enloquecida fue exiliada de entre su propia gente siglos atrás. Desde la desaparición de sus hermanos Profundos, el Hijo de Dagon ha desarrollado un insaciable gusto por la carne humana. Como resultado un sacrificio humano se lleva acabo cada luna llena, y este sacrificio se ha convertido en algo tan vital tanto para los habitantes de las islas como para el mutante que, si este no se lleva cabo, el Hijo de Dagon visita el pueblo de la isla principal para tomar a la víctima humana por su cuenta.

El alto sacerdote, Talak, cree que si mantiene contento al Hijo de Dagon, Dagon y sus hijos acabarán por volver. Así, cada luna llena una canoa cruza las 20 millas con el propio Talak a bordo más 6 hombres fuertes que reman y custodian a la víctima del sacrificio elegida por la gente de la aldea. El sacrificado es llevado al punto más alto de la isla y, con el debido ceremonial, arrojado por la chimenea rocosa hasta la caverna del Hijo de Dagon. Mientras Talak reza a Dagon los sonidos del festín del hijo de Dagon se elevan hasta resonar por toda la isla.

Las Islas Carolina

La Islas carolinas se extienden por casi de 2000 millas a lo largo del oeste y centro del Pacífico. La cadena de islas limita al este con las Islas Marshall y las Gilbert, mientras por el oeste esta separada por unas 500 millas de las Filipinas. Situadas en el hemisferio septentrional, al nordeste de Nueva Guinea, alrededor de 10 grados al norte del ecuador.

La cadena está formada por unas 1000 islas individuales, las situadas más al este se asemejan a las islas coralinas de las Marshall, mientras que las del oeste combinan la formación volcánica con la constitución coralina. Debido a su cercanía al ecuador y a los vientos provenientes del Pacifico Central el clima es muy cálido y húmedo todo el año.

Existe una serie islas mayores en el grupo: Palaos en el oeste ( 190 millas cuadras ), Yap ( unas 40 millas ) en el noroeste y Truk en el cluster central. Por supuesto está tambien Ponape situada en el estremo oriental.

El primer contacto que tuvo la isla con los occidentales fue a través de los exploradores españoles en el siglo XVI. España mantuvo su soberanía sobre las Islas Carolinas hasta 1889. En ese momento, España se retiraba de sus posesiones en el Pacífico y vendió sus derechos pasaron a Alemania ( excepto Guam que se convirtió en área insular estadounidense). La administración alemana apoyo el desarrollo del comercio y la producción de copra en las islas, levantando una importante industria hasta que perdió la posesión sobre la colonia tras la Primera Guerra Mundial.

Japón heredo el gobierno sobre las islas, junto con las Marshall y las Marianas del Norte, colocándolas bajo la autoridad de la marina japonesa y con el apoyo de un mandato de la Sociedad de Naciones que duro desde 1920 a 1935, momento en que Japón abandonó la Sociedad de Naciones.

En 1930 Palaos era el centro administrativo de todas las compañías japonesas de Micronesia y albergaba una población de más de 26000 japoneses. Fue durante este periodo en que se construyo una base en Yap y se designó a Truk como el cuartel general para la región del Pacífico central.

Tras la guerra, durante la cual las islas fueron severamente bombardeadas por los aliados, la región se convirtió en un protectorado de las Naciones Unidas. Y finalmente el 12 de Julio de 1978, tras una convención constitucional, cuatro de los distritos originales del protectorado: Truk, Ponape, Palaos y Kusae votaron un referendum para formar una federación regida por la constitución de los Estados Federados de Micronesia.

La locura durante la aventura

Existen algunas situaciones en esta aventura que podrían provocar la locura temporal del investigador. Desgraciadamente si esto llegase a ocurrir podría provocar el final abrupto de la aventura ( sobre todo si desemboca en catatonia u otro tipo de locura que incapacite al investigador ). Por eso, es recomendable que cualquier manifestación de locura se restrinja a una reacción histérica ( p.ej. huir despavorido ) o algún tipo de alucinación. También convendría que la duración de los espisodios sea corta, mejor asaltos que horas.

Cualquier tipo de locura indefinida sufrida por la estancia del naufrago en la isla debe ser postergada hasta que el investigador la bandone. Los efectos a largo plazo derivados de esta aventura podrían ser muy interesantes. Los presentimientos fruto de la locura podrían ser muy útiles en este escenario una pista acerca de la naturaleza de la criatura o las motivaciones de Talak podrían ser apreciadas a traves un demente momento de alucinación.

Comienzo de la aventura

Encajar esta aventura en una campaña ya existente puede ser problemático, es necesario que el investigador este viajando en solitario por el Pacífico una situación rara o imposible en una de las aventuras clásicas de la Nueva Inglaterra lovecraftiana. En cambio, esta aventura funcionara mejor como una aventura aislada o una introducción para un nuevo personaje. Un personaje que sobreviva a esta historia estará mejor preparado que la mayoría para mirar cara a cara a los desafios de los Mitos.

Las circunstancias exactas por las que el investigador está en las islas se deja a la elección del guardián, pero podemos hacer algunas sugerencias. Ponape en los años 20 es un recóndito y bastante tranquilo dominio del Imperio Japonés. Los militares están concentrados en Tuk, lejos en el oeste, y solo hay una pequeña guarnición en Ponape. La razón más probable para que el investigador esté allí es por sus habilidades profesionales ya sea como arqueologo ( existen unas interesantes ruinas ), o antropólogo o periodista, quizás trabajando para National Geographic. El turismo no es una opción para esta época.

Aterrizaje forzoso

Sea cual sea la razón par visitar la zona, el investigador viaja como pasajero en un hidroavión ( un Aichi E10A con un solo motor y dos asientos con el pasajero detrás y delante el piloto ) haciendo un tour por las islas exteriores dentro de la región administrativa de Ponape. Cuando el avión comienza su viaje de vuelta, un problema en el motor le obliga a aterrizar en una barrera en el interior de una barrera de coral que rodea una isla con frma conica.

El piloto japonés, Hiro, es un pequeño individuo de caracter amistoso con gafas y un bigote de cepillo que habla un pasable inglés. Parece confuso e irritado y recupera su idioma nativo para comenzar a murmurar y rebuscar en la guantera. Una tirad de japonés o pilotar revela que el avión a sufrido una inexplicable perdida total de energia en el sistema eléctrico, incluso ni la radio funciona. Tras unas comprobaciones y con una tirada de navegación ( o una de hablar japonés ) indicará que la isla donde han aterrizado no aparece en las cartas de navegación de Hiro.

Muy pronto, Hiro sale de la cabina para examinar el motor dejando al investigador para que intente pedir ayuda por radio. Tras varios minutos sin recibir respuesta por radio el investyigador siente una fuerte sacudida que hace estremecerse el avión y luego el sonido de algo cayendo al agua. Si intenta ver que pasa saldra justo a tiempo para ver un rastro de sangre en el agua y la aleta de un enorme tiburón.

Almost immediately afterwards the creature rises up under the right float and the plane tips violently sideways. A successful DEX roll must be made, or the Investigator plunges into the sea. Regardless of this result the float is ripped clear off the plane, which lists, rolls and begins to fill with water. The creature that is attacking the aircraft is a Great White Shark that has been enchanted by Talak to patrol the area and kill all interlopers. The shark will attack any vessel within the lagoon except for Talak’s canoe. A successful Natural History roll reveals that the shark’s behaviour is unnatural. If the Investigator is still inside the body of the plane, he can grab the loaded flare pistol that hangs on a hook inside the cockpit, or use any gun he may be carrying to fire on the shark. If wounded, the shark will dive, giving the Investigator a chance to swim for shore.

Casi inmediatamente la criatura